BLOGGER TEMPLATES AND TWITTER BACKGROUNDS »

viernes, 16 de julio de 2010

A NUESTRA SEÑORA DEL CARMELO

"FLOS CARMELI"
¡Oh Bellísima Flor del Carmelo,
Fructífera Viña,
Resplandor del Cielo,
Madre Singular del Hijo de Dios,
Virgen Siempre Pura!
Madre Santísima,
después de habernos
traído al Hijo de Dios,
permanecisteis intacta
y sin mancha ninguna.
¡Oh Bienaventurada Siempre Virgen,
asistidme en esta necesidad!
¡Oh Estrella del Mar,
auxiliad y protegedme!
Mostradme que sois mi Madre.
¡Oh María, sin pecado concebida.
Rogad por nosotros que recurrimos a Vos!
¡Madre y Ornamento del Carmelo,
Rogad por nosotros!
¡Virgen, Flor del Carmelo,
Rogad por nosotros!
¡Patrona de los que visten
el Santo Escapulario,
Rogad por nosotros!
¡San José, fiel Amigo
del Sagrado Corazón,
Rogad por nosotros!
¡San José, Castísimo Esposo
de María Santísima,
Rogad por nosotros!
¡San José, nuestro Gran Patrón,
Rogad por nosotros!
¡Dulce Corazón de María,
Sed nuestra Salvación!
ORACIÓN DE SAN SIMÓN STOCK
"FLOS CARMELI".
Es decir,
"La Flor del Carmelo"
Por siete siglos se ha conocido esta Oración
como una súplica segura a Nuestra Bendita Madre;
y que jamás ha fallado en obtener su poderosa asistencia.

4 comentarios:

Roberto Lone dijo...

Hola Eliana y perdone la tardanza en mi respuesta y la ausencia por el blog. He estado lleno de trabajo y cambios importantes en mi vida personal que me han consumido tiempo. Antes que se muera mi espíritu ya regreso a Voces.
Dios me la bendiga!

claudia dijo...

Hola Eliana, me ha encantado este blog, ya me he hecho seguidora y espero que pases por el mio, pues he dejado algo para ti.
Saludos.

Monja de Clausura Orden de Predicadores dijo...

Gracias Eliana por Estar a mi lado y con tan hermosa compañia,La Virgen. Hay mucho que orar por amigos que sufren hambre, enfermedades y desamores.
Podrías escribirme a mi correo para saber algo más de ti y tu de mi?
Gracias
Con ternura
Sor.cecilia

JOSE LUIS CARVAJAL IBELLI dijo...

¡Muchísimas gracias por tu hemoso blog, tus oraciones, tu cariño y tu premio. Un abrazo afectuoso en Jesús y María. Y continuamos orando, uno por otro!